El dibujo a lápiz

El lápiz es un instrumento para dibujar o escribir formado por una barra fina de grafito (aunque no grafito puro, los lápices modernos se forman mediante una mezcla de grafito con arcilla), recubierta con madera (normalmente enebro o cedro). Existen varias "tallas" de lápiz, utilizadas para diferentes finalidades. Las tallas de lápiz vienen clasificadas en duras ("H", de hard, duro en inglés) y las blandas ("B", bold, en inglés). El lápiz más duro es el 9H y el más blando el 9B, a medida que nos acercamos al 1 (1H, 1B), los lápices son de dureza promediada, el HB es el lápiz medio.




Características de los lápices "B": Los lápices blandos son los utilizados en dibujo artístico, ya que nos proporcionan un trazo más oscuro y más fácil de borrar, aunque también más sucio. Los lápices duros ("H") son más utilizados en dibujo técnico y nos ofrecen un color más claro (tonos grises) pero más dificil de borrar, además son más limpios y la punta dura más (no es necesario afilar cada poco tiempo). Ocurre lo mismo con las barras de grafito puro.

Para comenzar a dibujar con la técnica del lápiz necesitamos un lápiz medio (entre "HB" y "B2") y otro lápiz más blando (un 4B o superior está perfecto)